martes, 27 de diciembre de 2011

Diario del año del diagnóstico - Felizmente documentado

Me acuerdo que una vez con Hugo, no sé bien a cuento de qué, mencioné aquel título poco conocido de García Márquez: "Cuando era feliz e indocumentado". Tal vez mentaba los tiempos viejos en que me complacía en la incivilidad (me jactaba de no ir nunca a votar), la vagancia y el desapego, antes de aquel presente (presente todavía) de seguridad privada, Cristina, Parrafus Interruptus y kirchnerismo. Es notable cómo las vueltas de la vida hicieron que un documento público me afectara tanto.

Finalmente nos llamaron, nos dieron una fecha para la junta médica y a partir de ahí todo se agilizó.
Diré lo siguiente: ni la paulatina aceptación de la pediatra (muy acicateada siempre por Cristina y su hipocondría), que finalmente, en mayo pasado, indicó interconsultas con neuróloga, fonoaudióloga y psicóloga para “descartar TGD”, según escribió en la orden… Ni los ambientes, los profesionales y los pacientes que vislumbramos durante los tanteos para dar con los especialistas indicados… Ni la anestesia que se llevó a Esteban frente a nuestros ojos (tan parecido pero tan distinto al sueño que cada noche acompañamos) la mañana de la resonancia magnética… Ni la visión de su cabeza cubierta por los cables del electroencefalógrafo… Ni el diagnóstico que finalmente conocimos y era nomás TGD (esta vez el temor de la hipocondría “fue pertinente”)… Nada de todo aquello ni otras cosas penosas que venimos viviendo me conmocionó tanto como recibir la noticia hace unos días de que el Certificado de Discapacidad para el Fulanito había sido aprobado. Atendí yo ese llamado, estaba con él, que todavía dormía, miré por el ventanal a lo lejos (nos mudamos en junio y estamos en un quinto piso) y casi me asoma una lágrima.
Cristina diría que ahí recién caí –sin saber lo certera que podría ser.
Sin embargo, agregaré esto: Lo bueno, la triste alegría es que ahora sí, con el certificado otorgado, el tratamiento podrá iniciarse, y falta menos para que toda esta farsa quede atrás.
Feliz 2012.

martes, 22 de noviembre de 2011

Diario del año del diagnóstico - "No se queje si no se queja"

El propósito original de esta nueva sección en nuestro viejo Blog era la queja. Con los textos precedentes fui posponiendo ese propósito, a la espera de que las dilaciones y obstáculos en torno al asunto desaparecieran. Pero no desaparecen, se dilatan y multiplican, la burocracia parece vencer, la demora se perpetúa, así que hoy, con esta entrega, debo intentar desbaratarla.
Resulta que para empezar con el tratamiento que Esteban necesita (el escaso cognitivo-conductual) necesitamos un Certificado de Discapacidad. A la institución que ofrece ese tratamiento (CIASI) sólo se accede a través de una obra social, y las obras sociales sólo cubren el tratamiento si el paciente es avalado por ese certificado.
Tras superar el sinsabor provocado por la insólita asociación entre esas palabras y nuestro Fulanito, nos abocamos a conseguirlo.
En los primeros días de setiembre nos dirigimos al Servicio Nacional de Rehabilitación de la calle Ramsay. Ahí supimos que, desde el primero de ese mes, el organismo descentralizaba su estructura y el Certificado debía tramitarse en el distrito correspondiente. Cuando dijimos que nuestro domicilio está en Remedios de Escalada, nos dieron un número donde informarnos. Pero ese teléfono sonó en alguna oficina de Avellaneda, donde nos informaron que allí no podríamos obtenerlo. Nos aconsejaron dirigirnos al hospital Evita, de Lanús, donde se seguiría emitiendo el certificado provincial, dijeron, pero en el hospital nos explicaron que ahora se había creado el Documento Único de Discapacidad, que se tramita en La Plata para todos los ciudadanos y ciudadanas del conurbano. Llamamos a La Plata y nos dijeron lo mismo que en Ramsay, que fuéramos a nuestro municipio. Finalmente, en la municipalidad de Lanús protestaron que la descentralización había generado un caos en la Dirección de Discapacidad, porque el personal recién empezaba a capacitarse, los formularios para el público no llegaban, no se designaban los profesionales para la junta médica y no sé cuántas falencias más. En síntesis, para tramitar el Certificado había que esperar. En setiembre, para nosotros, el Servicio estaba paralizado.
Desde entonces llamamos diariamente a la Dirección de la calle Zuloaga reclamando un turno. Pasaban las semanas y la emisión de turnos no comenzaba; en alguna oportunidad alguien nos tomó los datos y prometió llamar. Entonces, indignado por las reiteradas dilaciones, resolví recurrir a una práctica que en general deploro, pero ahora encontré necesaria: la apelación por un tema de salud a los medios de comunicación. Sin embargo, lo hice privadamente. Le escribí a un cierto periodista que conozco (que todos los Parrafistas conocemos, sí, Nuestro Hombre en los Medios), quien me comunicó con un colega muy vinculado, el cual pudo contactarme con un funcionario del área de prensa de Lanús. A través de este atento funcionario, obtuvimos una nota de la Secretaria de Salud donde se explicaba la imposibilidad de conseguir el certificado. Según este señor, con esa constancia muchas familias habían obtenido la cobertura de sus obras sociales. Nosotros no tuvimos esa suerte. En OSPACA (la insólita obra social que en su momento eligiera Cristina para ella y Esteban) rechazaron historia clínica, resultados de estudios, presupuesto y demás papelerío que habían exigido. Para ellos es indispensable e insustituible el Certificado de Discapacidad. Y en la Municipalidad de Lanús todavía (a 21 de noviembre) no lo hacen. Sí se puede tramitar en Avellaneda, sí en Lomas de Zamora, según nos contaron otros padres con los que nos relacionamos en el CIASI, pero no en Lanús. El que quiera comprobarlo, puede llamar al 4249-5822
¿Qué podemos hacer?
Cristina llamó al INADI, denunciando discriminación del estado en razón de nuestro domicilio. Tomaron nota. Llamó al 0-800 de Discapacidad, dependiente de Presidencia de la Nación, para pedir una excepción a la tramitación distrital. Le respondió un jingle publicitario de Cristina 2011.
Yo pensé en encadenarme al retrato de Evita que mira hacia el sur desde lo alto del Ministerio de Salud. O escribir a otra figura de los medios, a Susana Gimenez, y preguntarle cómo obtuvo ella su certificado para ingresar aquel M. Benz. O secuestrar al intendente de Lanús cuando este jueves venga al bautismo del Jardín donde concurre Esteban, y pedir como rescate el Certificado.

En esos delirios estaba (escribiéndolos, ayer), cuando me interrumpió el teléfono.

lunes, 31 de octubre de 2011

Diario del año del diagnóstico - Un eco ambivalente

SANDRA VELA dijo

Hola Marcelo. Hace muchísimo tiempo que no entraba al blog, pero ayer mi marido me leyó una pequeña nota que salió publicada en clarín ( siempre le protesto y le digo que no entiendo porque aún lo sigue comprando si anda a las puteadas cuando lo lee) y escuché el nombre de tu hijo y de su diagnóstico. Estuve el día pensando en vos y en él. No se si recordarás que yo soy mamá de mellizos (Lautaro y Paloma)que ya están cerca de cumplir 5 años. Lautaro tiene algunas dificultades que en algún punto son similares a las de tu hijo, siempre le ha costado mucho la comunicación con el otro, a los 3 años decía sólo 10 palabras, a los 4 empezó a armar frases cortas y recién ahora habla más pero no todo se le entiende lo que lo frusta bastante sobre todo en lugares como el jardín donde le cuesta mucho integrarse. Ello acompañado de otras conductas que no tiene sentido detallar aquí. No es la idea. El camino de Lautaro y el nuestro es arduo y muchas veces complicado, pero también la alegría es grande cuando vemos sus avances. Bueno, solo eso, mi comprensión en estas palabras y en beso grande para ambos.

31 de octubre de 2011 11:48


Hola, Sandra. Claro que me acuerdo de ustedes, y en el último tiempo pensé bastante en tus mellizos (como en otros pocos niños de los que tengo alguna referencia). Me alegra reencontrarte, pero lamento lo que contás de Lautaro. Cuando quieras explayarte al respecto (con logros o sinsabores) seguí contando con el viejo Blog. Ya existe algo llamado TGD Padres, creo, y no es mi idea imitar eso en esta nueva sección, pero puede ser estimulante y enriquecedor verse acompañado por otra escritura o testimonio. En cuanto a la breve e inexacta nota en el Clarinete, me declaro inocente. Fue Cristina quien, a través de un lejano contacto con alguien del área comercial, pudo interesar sobre el tema a una periodista (cuyo nombre no recuerdo). Pero la escriba se equivoca al consignar que el proyecto de llevar la terapia cognitiva conductual (de eso se trata) al hospital de Lomas de Zamora haya nacido "después de que los padres de Esteban Perenchio, un nene de tres años y medio, vivieran una odisea para llegar al diagnóstico de su hijo". Es bastante acertado lo de "odisea", pero nuestro arribo al CIASI es reciente, y fueron otros padres y los profesionales de allí los que vienen luchando desde hace tiempo contra las burocracias, políticas sanitarias y escuelas psicológicas que obstaculizan las cosas en el Gandulfo. De todos modos, en la institución se alegraron por la mención en el aún poderoso medio, y hace un rato, en la reunión de los lunes, felicitaron a Cristina por ese logro. Pero quería aprovechar tu Comentario para esta aclaración al respecto. Besos a vos y a los niños, y un abrazo a Gustavo, viejo Tigre de la Memoria.

martes, 4 de octubre de 2011

Diario del año del diagnóstico - Danzarín














Para L.F., vieja compañera oyente

Ya una vez escribí acerca de la afición danzarina del Fulanito. Ahora, para el presente contexto, en este diario intermitente de su psicodiagnóstico, cabe volver sobre el tema al mencionar una de sus obsesiones: los trenes. (La otra es Mafalda.)
De lo ferroviario soy parcialmente responsable, ya que de bebé lo llevaba mucho a la cercana estación de Remedios de Escalada. Se me ocurría una variante atractiva y barata a la consabida plaza, y a él le gustaba. Desde el erguido cochecito, se le iban los ojos tras esa ráfaga azul de movimiento.
Después supe que el interés por los trenes es bastante generalizado entre los párvulos. Pero, según los especialistas, es por su leve trastorno que ese movimiento absorbió tanto la atención de Esteban. Hoy, además de la estación, pide videos de trenes en Youtube todas las noches, juega sin aburrirse con los trencitos que desaprensivamente le compramos, imita sus sonidos. Y me hace recordar a Isadora Duncan.
Pasa el diesel rápido con todo su ímpetu y estrépito, y Esteban baila ese ruido en el andén. En los instantes que dura la llegada, el paso y la súbita distancia renovada de la formación, el Fulanito alza los brazos, rota el torso a un lado y el otro ,flexiona una y otra vez las rodillas sin despegar los pies del trepidante suelo y, sonriendo muy serio, festeja danzarín ese estruendo.

Además de aquella frase de la Duncan (“Yo puedo bailar ese sillón”), y para relacionar de algún modo esto con el viejo Blog (amén de la dedicatoria), diré que me acuerdo también de un escritor de la misma época : Francis Scott Fitzgerald. Una cita que dice o piensa Amory Blaine en el comienzo de “Más acá del paraíso”: “Si no se puede llegar a ser un gran soldado o un gran artista, lo mejor es convertirse en un gran criminal”. Creo que ya la mencioné también alguna vez, haciendo mía esa reflexión. Ahora se me ocurre una paráfrasis para aplicarla a las posibilidades futuras de Esteban: “Si no se puede llegar a ser un bachiller o un universitario, a lo mejor se puede hacer un gran artista”.

lunes, 26 de septiembre de 2011

Diario del año del diagnóstico - Esteban mira a los ojos



















En el devenir del discurso, aquello me había pasado inadvertido. Esto fue en el mes de julio. Estábamos en el lugar donde Esteban está tratando de tratarse, y la coordinadora nos explicaba algunas características de los chicos con TGD. Después entró al consultorio una colaboradora de la institución. Nos saludó y fue hasta Esteban, que jugaba con lápices en un rincón. Y la jefa le dijo: “¿Viste cómo te mira a los ojos?”. Entonces se me destacó ese rasgo, ausente en los niños autistas, según nos dijera ella; ese rasgo de ausencia, que el Fulanito no tiene. “Esteban mira a los ojos”, pensé. Fue imposible no recordar la frase aquella de la película de Luis Sandrini: “La vieja ve los colores”. “Esteban mira a los ojos”, me repetí, y pensé que me gustaría escribir con ese leit motiv algo que resultara tan emocionante como aquella frase inocente y maravillada de Sandrini. “¡La vieja ve los colores!” “¡Esteban mira a los ojos!” Pero en ese momento no podía escribir. Y todavía quizá tampoco.

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Diario del año del diagnóstico

No me puedo quejar. Fueron casi trece años de muy buena suerte. De no ser por eso, no hubiera prosperado –es un decir- en esto de la seguridad privada. Me tocaron siempre buenos servicios. El depósito de Disco en el Mercado Central, la planta industrial de Mercedes Benz, los cambiantes objetivos en el Gobierno de la Ciudad, el Citi. Alrededor de tres años en cada uno. Ahora, desde mayo, se dio vuelta la taba.
Ya conté de mi paso del banco a otro edificio del microcentro. No duré casi nada ahí. Desde el 1 de setiembre, nuevo traslado. Esta vez, a un lugar plenamente inadecuado: un sanatorio. Una institución de primer nivel, solvente, tecnológica, suntuosa, -de gestión religiosa, inclusive-, pero un hospital, al fin y al cabo. No es para mí, en este momento, y ya pedí la baja.
Hablando con una compañera la otra noche, conociéndonos,confidenciales en la madrugada,me encontré contándole que nunca me habían gustado los chicos, ni la idea de ser padre. A lo largo de mi vida -desapegada y recoleta, por lo demás-, cero contacto con sobrinos o con hijos de amigos o de novias. (En realidad, mis amigos no tenían hijos, o dejaban de serlo, arrebatados, en cuanto los tenían. Y de mis novias mejor no hablar.) Cuando los veía gritones o desobedientes por la calle, decía incluso que los chicos argentinos son los más zonzos del mundo. Maldad gratuita, ya que nunca estuve en otro país. Mi compañera opinó que ahora seguramente había cambiado mi tesitura, que hoy a mi hijo debo tolerarle con gusto los gritos y el estropicio. Me quedé callado, mirándola con una sonrisa llena de lágrimas. Recién nos conocemos y a ella no quisé contarle. Me encontré pensando que ahora me alegraría de tener uno de esos chicos gritones y ruidosos, que me parecían zonzos.
La neuróloga dijo que el diagnóstico puede llevar hasta un año, y después se verá con un tratamiento, pero hoy parece un hecho que Esteban no será como esos chicos.

Addenda: No desesperen ni haya drama, queridos compañeros oyentes. Si puedo escribir sobre esto (pergeñar este texto) es porque ya el cimbronazo pasó, el estupor quedó atrás, y con Cristina la vamos piloteando, como dicen los pibes. Saludos. Y jueguen a adivinar quién es el autor de la foto, y por qué lo pongo.

martes, 6 de septiembre de 2011

CruzArte setiembre

CRUZARTE

Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se juntan.

Ciclo de reportajes públicos donde Hugo Paredero cruzará a dos invitados importantes de distintos ámbitos. Como será una charla abierta, el público presente también podrá cruzarse con sus preguntas.
Al final de cada encuentro sabremos cómo y cuánto se juntaron los invitados, y cuánto arte hubo en esos cruces. CruzArte apuesta a que existen más similitudes que diferencias en los humanos, y a que toda actividad humana funciona mejor si se realiza creativamente, con arte.

Idea y conducción: Hugo Paredero

Coordinación general: Adriana Baldessari

Invitados: Ana María Bovo, actriz, narradora oral, escritora, docente, dramaturga y directora teatral y Ricardo Forster, filósofo y ensayista, doctor en filosofía por la Universidad Nacional de Córdoba, investigador y profesor.



El primer miércoles de cada mes a las 19.30 hs.

miércoles, 17 de agosto de 2011

Plagiarius Inescrupulosus

Razones de índole personalísima me impiden este año asistir a los encuentros con Hugo en CruzArte, su ciclo de entrevistas bifrontes en Caras y Caretas. Sin embargo, he sabido de buena fuente que, en ocasión de la última, compartida con Ana María Shua y Anselmo Marini, la autora (Parrafista Nº 570) anotició a nuestro conductor de algo que supo en Madrid. Esto, sin duda, indignará como a mí a los viejos compañeros oyentes, lo cual me exime de abundar en esta diatriba. Además, estoy un poco desanimado...
Sigue toda la data.

CATA A CIEGAS DE RELATOS

Este viernes, de nueve a diez de la noche, en la librería Tres Rosas Amarillas se leerá un relato para que los asistentes al acto traten de averiguar el autor del mismo.

Dónde: Tres Rosas Amarillas, calle San Vicente 34, Madrid
Cuánto: Gratis

El viernes pasado leímos el relato “El último sueño de Bwona Khubla”, de Lord Dunsany (Londres, 1878-Dublín, 1957), perteneciente a su libro “Cuentos de los tres hemisferios”. Este próximo viernes 29 de julio, de nueve a diez de la noche, leeremos el último cuento de esta temporada.

Nos vamos de vacaciones del 1 al 15 de agosto.

Si quieres darte de baja de nuestro servicio de información, envíanos un correo con el asunto "Dar de baja” a info@tresrosasamarillas.com

LIBRERÍA TRES ROSAS AMARILLAS

TRES ROSAS AMARILLAS, C.B.

C.I.F.: 852919698E

CL SAN VICENTE FERRER, 34

28004 - MADRID

Tel.: 915228108 / Fax: 915228108

www.tresrosasamarillas.com / info@tresrosasamarillas.com

martes, 2 de agosto de 2011

CruzArte VI

CruzArte

Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se cruzan

Idea y conducción: Hugo Paredero

A partir del 2 de marzo, el primer miércoles de cada mes en el Centro Cultural Caras y Caretas, Venezuela 370. Entrada libre y gratuita.


CruzArte es un reportaje público, o charla abierta, que el conductor mantendrá con dos invitados de distintos palos: uno será siempre un artista (de cualquier rubro) y el otro una persona cuya actividad no se relacione con el arte. Aparentemente nada que ver entre ellos. Luego en la charla se irá revelando cuánto se cruzan sus pensamientos y sensibilidades, el modo de ejercer sus respectivas tareas. A veces el agua y el aceite pueden mezclarse de tal manera que podemos sorprendernos. También es cierto que en realidad todos vivimos de cruce en cruce: cruzamos las piernas, los brazos, los dedos, los cheques, cruzamos miradas, calles, palabras, ríos, países, sonrisas, umbrales… Se cruzan animales para reproducirse, personas de un bando político a otro, espadas en el aire a ver cuál de las dos vence a la otra… Mientras los chinos de todos los siglos animan: siempre es propicio cruzar las grandes aguas. Por qué no esperar un cruce interesante entre un director de teatro y un director técnico de fútbol, un director de cine y un oftalmólogo, un actor y un político, una jugadora de jockey y un compositor, un escritor y un chef… por citar algunos ejemplos.
Al final de cada encuentro se sabrá cuánto se cruzaron los invitados, por parecerse o por enfrentarse. También conoceremos cuánto de arte hubo en esos cruces. Que es en definitiva la doble búsqueda esencial de esta propuesta CruzArte: apostar a que hay más similitudes que diferencias en los humanos, basta rascarlos un poco para que se note; y rescatar que toda actividad humana, sea o no artística, siempre merece realizarse creativamente, con arte.

Invitados de agosto: Ana María Shua, escritora, y Anselmo Marini, locutor y conductor radial

sábado, 30 de julio de 2011

ORACION DE GANDHI

Hola a todos. Después de mucho tiempo me vuelvo a comunicar con mis queridos amigos Parrafistas y por motivos sucedidos se me ocurrió compartir esta oración que, tengamos la creencia que tengamos, a menos para mi es un texto hermoso.


Señor… ayúdame a decir la verdad delante de los fuertes
y a no decir mentiras para ganarme el aplauso de los débiles.

Si me das fortuna, no me quites la razón,
Si me das el éxito, no me quites la humildad,
Si me das humildad, no me quites la dignidad.

Ayúdame siempre a ver la otra cara de la medalla,
No me dejes inculpar de traición a los demás por no pensar igual que yo.

Enséñame a querer a la gente como a mi mismo
Y a no juzgarme como a los demás. No me dejes caer
En el orgullo si triunfo, ni en la desesperación si fracaso.

Más bien recuérdame que el fracaso es la experiencia
que precede al triunfo.

Enséñame que perdonar es un signo de grandeza
Y que la venganza es una señal de bajeza.

Si me quitas el éxito, déjame fuerzas para aprender del fracaso.
Si yo ofendiera a la gente, dame valor para disculparme y si
La gente me ofende, dame valor para perdonar.

¡Señor… si yo me olvido de ti, nunca te olvides de mí!

sábado, 9 de julio de 2011

Antología: "La fidelidad nos condena al pasado" (Facundo Cabral)

Martes 8 de julio

"Hiperión", poesía de Friedrich Holderlin (1770-1843)
Ganador: Marcelo Perenchio

¿Mérito o demérito?
Yo escucho Párrafus todas las noches. Es decir: antes, tres noches a la semana; ahora, cinco. Así, naturalmente, tengo mayores chances de ganar. Así, gano más que los otros oyentes.
Imagino que otros oyentes se pierden algunos programas. Ayer, Verónica Cornejo tardó en llegar de la sala Lugones; la otra noche, Fernando Terreno se durmió temprano; algunas veces, a María Suárez se le alarga demasiado la tertulia en su salón; López Motta, visitado por la musa, se olvida de sintonizar; Mario Tsolakián se distrae leyendo; A Marta Zander no la despiertan; Quique Figueroa extravía la onda de Nacional; alguno de los Anónimos que colaboran en el Blog se levanta una mina…
Yo recuerdo una sola vez (quitando la reciente noche del nacimiento de Esteban) en que casi no lo puedo escuchar: la noche de Harold Pinter, allá lejos y hace tiempo.
Esa noche, creo que un martes, la empresa me mandó por un reemplazo a Casa Cuna; pude, a la hora del programa, con la radio en un bolsillo, apartarme unos metros de mi puesto y ponerme el auricular, pero justo cuando iba a empezar la lectura se me acerca un policía aburrido a conversar. No quise ser descortés y repartí mi atención entre su charla y el programa. Fue difícil, pero me acuerdo que alcancé a pensar en “Los siameses”, de Griselda Gambaro; claro que era impensable llamar. (“¿De qué habla este?”) Hubiera sido inútil: era “El montaplatos”.
Después de esa vez, incluso estando en Federación o en Mar del Plata, escuché siempre. Por eso me pregunto: esta fidelidad, ¿suma o resta mérito a mi primer puesto?
Quiero decir: pienso que anoche, por ejemplo, seguramente no escuchó el “profe” Alberto Lagunas, de Rosario. Este oyente, especialista en el romanticismo alemán, como contó la última vez, hubiera detectado mucho antes que yo a Holderlin, y hubiera dado el título exacto del poema o el libro, no “por aproximación”.
Yo intuí bastante pronto el nombre del poeta; (y diría una barbaridad: estos románticos teutones escribían todos igual: Novalis, Heine, Goethe, todos con la Naturaleza, la Noche, los Dioses, la Amada –o Amado-; y me jactaría de que hace diez días, comentando su lectura, dije que von Kleist era el alemán que faltaba “-aunque tal vez todavía falta H.-“); pero tardé unos minutos en encontrar el libro que es mi única fuente acerca de Holderlin, aquel del que traté de hablarle a Hugo. Por suerte, el escaso tiempo restante hizo imposible esa mención; tal vez hubiera sido inoportuna, porque es la biografía de un autor sobre otro (ambos argentinos), y creo que los dos (uno más que el otro) pueden aparecer alguna vez en Párrafus. En esa biografía figuran como epígrafe unos versos de Holderlin, con el nombre del libro al que pertenecen. Ese nombre era el que no podía recordar. Y cuando llegué a él, como no coincidía en la acentuación con la palabra que omitía Hugo, dejé pasar un rato más. Al final, a los 10 minutos de lectura, "para colaborar con un lance", como le dije a Leonardo, llamé y dije “Hiperión”. Leonardo me dijo que sí y me pasó al aire. En el aire, Hugo me dijo que sí, “Hiperión”, de Holderlin, “por aproximación”. Parece que tenía preparado ese libro para leer también de ahí, pero todavía no había llegado. Leonardo, que lo tenía en su lista, me lo dio por correcto. Hugo, además, como no había tiempo para charlar, me dijo que cuente esto acá.

De Holderlin lo único que sé es que murió loco, como tantos de nosotros… Y me acuerdo de un comentario de Jonathan Swift (que también), a un amigo, frente a un árbol deshojado: “Yo soy como ese árbol: empezaré a morir por la cabeza”. (Y me acuerdo de una especie de haiku de Octavio Paz, que siempre cita Tom Lupo: “Anoche, un álamo, a punto de hablarme, callose”.) Y me acuerdo de “Rayuela”, cuando la Maga preguntaba por qué los árboles se desnudan en invierno…
Y Chau, como decía Luca.

jueves, 7 de julio de 2011

Cenizas de lo que fue

Lunes 14 de julio de 2008

LETRAS ORIENTALES III

Lunes 14 de julio (Ay, Julio, Julio...)

Ininterruptus (novela)

Publicado por Marcelo Perenchio en 07:23

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Un escritor con crédito propio.
14 de julio de 2008 12:39

Marcelo Perenchio dijo...

Muy bien, Anónimo... Para no hablar de tango electrónico, ¿no?
15 de julio de 2008 07:56

PEPE DE FLORES dijo...

QUÉ?? MMM...! NOOOO!!!
24 de julio de 2008 15:44

Anónimo dijo...

Recién caigo en lo de tango electrónico ya que la semana pasada Bajofondo estuvo en la ciudad!
Tarde pero seguro!
Un beso,
M.
28 de junio de 2011 12:09

¿Leyeron bien? ¿Ven eso? ¡¡¡28 de junio de 2011!!!

¡Gracias, M.! Ojalá F. disfrute (¿se dirá disfrute?) de esa misma fidelidad tuya al Blog.

lunes, 4 de julio de 2011

CruzArte V

CRUZARTE
Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se cruzan

Idea y conducción: Hugo Paredero

A partir del 2 de marzo, el primer miércoles de cada mes en el Centro Cultural Caras y Caretas, Venezuela 370. Entrada libre y gratuita.


CruzArte es un reportaje público, o charla abierta, que el conductor mantendrá con dos invitados de distintos palos: uno será siempre un artista (de cualquier rubro) y el otro una persona cuya actividad no se relacione con el arte. Aparentemente nada que ver entre ellos. Luego en la charla se irá revelando cuánto se cruzan sus pensamientos y sensibilidades, el modo de ejercer sus respectivas tareas. A veces el agua y el aceite pueden mezclarse de tal manera que podemos sorprendernos. También es cierto que en realidad todos vivimos de cruce en cruce: cruzamos las piernas, los brazos, los dedos, los cheques, cruzamos miradas, calles, palabras, ríos, países, sonrisas, umbrales… Se cruzan animales para reproducirse, personas de un bando político a otro, espadas en el aire a ver cuál de las dos vence a la otra… Mientras los chinos de todos los siglos animan: siempre es propicio cruzar las grandes aguas. Por qué no esperar un cruce interesante entre un director de teatro y un director técnico de fútbol, un director de cine y un oftalmólogo, un actor y un político, una jugadora de jockey y un compositor, un escritor y un chef… por citar algunos ejemplos.
Al final de cada encuentro se sabrá cuánto se cruzaron los invitados, por parecerse o por enfrentarse. También conoceremos cuánto de arte hubo en esos cruces. Que es en definitiva la doble búsqueda esencial de esta propuesta CruzArte: apostar a que hay más similitudes que diferencias en los humanos, basta rascarlos un poco para que se note; y rescatar que toda actividad humana, sea o no artística, siempre merece realizarse creativamente, con arte.

Invitados de julio: Virginia Lago, actriz, y Felipe Pigna, historiador.

miércoles, 1 de junio de 2011

A falta de pan...

Para algunos otros viudos y viudas de Párrafus que puedan andar vegetando por ahí (preferentemente por zona sur del gran Buenos Aires), hago saber que en la galería de Lomas de Zamora que está al 100 de la peatonal Laprida, al fondo, en la librería de viejo, hay dos ejemplares flamantes de “Zappingmanía”, libro de Hugo Paredero de 1993. Se trata de una eficaz crítica de nuestro conductor a la televisión de entonces, escrito con algo del monólogo final de Molly Bloom en el “Ulises” de James Joyce, algo de asociación libre propiamente psicoanalítica y algo de una transcripción delirante de un zapping histérico. Los volúmenes fueron vistos hoy, miércoles 01 de junio.

Mas datos (porque olvidé el nombre de la galería): se trata de aquella donde la mayoría de los comercios se ocupan de tatuajes y actividades afines, la que tiene en la entrada un local de una tradicional heladería cuya marca empieza con V. Los dos volúmenes antedichos se encuentran en una de las mesas que están afuera de la librería. Los precios de esa mesa son “1 X $ 4” y “2 X $ 7”.

¿Por qué no me lo compré yo mismo? Porque ya lo tengo, ya lo leí un par de veces (te trae olvidadas reminiscencias –sic- de aquella televisión primermundista) y no tengo alguien acorde a quién regalárselo. En cambio, por desgracia, pronto llegará el día en que deba desprenderme de mi ejemplar, que con la dedicatoria del autor (manuscrita en uno de los encuentros Parrafistas de Caras y Caretas) quizá me reporte en alguna librería de la calle Corrientes unos buenos veinte pesos.
De nada.
Celeridad y buena suerte.

martes, 31 de mayo de 2011

CruzArte IV

CRUZARTE

Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se cruzan

Idea y conducción: Hugo Paredero

A partir del 2 de marzo, el primer miércoles de cada mes en el Centro Cultural Caras y Caretas, Venezuela 370. Entrada libre y gratuita.


CruzArte es un reportaje público, o charla abierta, que el conductor mantendrá con dos invitados de distintos palos: uno será siempre un artista (de cualquier rubro) y el otro una persona cuya actividad no se relacione con el arte. Aparentemente nada que ver entre ellos. Luego en la charla se irá revelando cuánto se cruzan sus pensamientos y sensibilidades, el modo de ejercer sus respectivas tareas. A veces el agua y el aceite pueden mezclarse de tal manera que podemos sorprendernos. También es cierto que en realidad todos vivimos de cruce en cruce: cruzamos las piernas, los brazos, los dedos, los cheques, cruzamos miradas, calles, palabras, ríos, países, sonrisas, umbrales… Se cruzan animales para reproducirse, personas de un bando político a otro, espadas en el aire a ver cuál de las dos vence a la otra… Mientras los chinos de todos los siglos animan: siempre es propicio cruzar las grandes aguas. Por qué no esperar un cruce interesante entre un director de teatro y un director técnico de fútbol, un director de cine y un oftalmólogo, un actor y un político, una jugadora de jockey y un compositor, un escritor y un chef… por citar algunos ejemplos.

Al final de cada encuentro se sabrá cuánto se cruzaron los invitados, por parecerse o por enfrentarse. También conoceremos cuánto de arte hubo en esos cruces. Que es en definitiva la doble búsqueda esencial de esta propuesta CruzArte: apostar a que hay más similitudes que diferencias en los humanos, basta rascarlos un poco para que se note; y rescatar que toda actividad humana, sea o no artística, siempre merece realizarse creativamente, con arte.

Mañana, miércoles 1 de junio, los invitados serán: Virginia Innocenti, actriz y cantante, y Pablo Llonto, periodista y abogado.

Saludos y merde.

jueves, 26 de mayo de 2011

¿Recuerdan a Quique Figueroa?

Trw, a 30 años del atentado a Juan Pablo II

Carissimi:

Saludo y extiendo convite radial dominguero.
Este domingo, 15 de mayo en A mi manera, viajaremos a los pagos de Don Segundo Sombra, y a San Isidro, en el festejo del patrono labrador.
Hablaremos con un arquitecto, quien narrará como congeniar su profesión con el marketing, una docente contará su labor dentro de la pedagogía Waldorf. En la columna de historia, homenajearemos a Manuel Sadosky, padre de la computación argentina, al conmemorarse medio siglo de vida del Instituto de Cálculo de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales, alli donde se instaló la primera computadora del país: Clementina. Lo haremos de la mano de un matemático y editor de libros.
En Forjadores de la música, nos iremos para la mesopotamia, y conversaremos con un acordeonista que anda por todo el mundo.

No les contamos más, los invitamos a sintonizarnos a través de LU 20 - Radio Chubut, AM 580 Khz, como todos los domingos de 9:00 a 11:30: A mi manera, para arrancar el mejor día de la semana de forma pausada y armoniosamente.

TE 43 05 80 mensajes de voz - SMS 15 37 86 96 - E-mail amimanera@radiochubut.com
Para escucharnos en vivo: http://radiochubut.com
Reviví las entrevistas en http://quiquef.blogspot.com/search/label/A%20mi%20manera




Enviado desde mi Lettera 22

lunes, 16 de mayo de 2011

Compañero Fernando

Fernando Terreno ha dejado un nuevo comentario en su entrada "¿Qué te puedo contar?":

Marcelo:
Te había dejado un comentario acá y hoy, recorriendo el espinel, veo que ha desaparecido.
Lo mismo me ha pasado en otros blogs, parece que hubo dificultades con "blogger" y estas son las consecuencias.
Saludos a parraferos, parrafistas y parranderos.

(así terminaba el otro, pero es lo único que recuerdo)

Publicado por Fernando Terreno para Los Parrafistas a las 13 de mayo de 2011 13:57




Fernando Terreno ha dejado un nuevo comentario en su entrada "¿Qué te puedo contar?":

Tranquilo Venancio que aquí no ha pasado nada. El Párrafus del sábado quedó en veremos porque entre la Chilinga, Juan Vatuone y otros, la cosa venía más para el lado musical, vió.

Así que yo también me quedaré esperando hasta que Hugo te mande algo más concreto de eso que hará en el programa de la Secretaría de Cultura y vos lo pongas acá en el blog.

Un abrazo para vos y los compañeros parraferos, parrafistas y parranderos.

Fernando Terreno

Un "Párrafo" aparte para la gran Liliana Herrero que fue nombrada madrina y cantó, en crudo y a capella, un par de temas muy lindos.
No abundo en más detalles porque no quiero hacer política partidaria en esta tribuna.

Publicado por Fernando Terreno para Los Parrafistas a las 11 de mayo de 2011 21:07


(Conservaba el primer Comentario en mi casilla de mails -adonde también me los envían-, así que puedo reproducirlo. Gracias por el aviso, Fernando. No sabía que en Bloger pasan estas cosas. Es un consuelo. Por otra parte, no puedo creer que la otra noche no haya habido espacio para Hugo. Vatuone y Herrero están muy bien, la música era esperable en un centro cultural, pero, ya que el lugar se anuncia también como Biblioteca Popular, ¿qué mejor que Parrafus para la inauguración literaria? Espero que le den otra oportunidad. Por lo demás, ya que tuviste la oportunidad de estar, no nos prives de más detalles; no entiendo lo de no abundar por no hacer política patidaria. El Blog está abierto a todo, y todos tienen derecho a tener... posición tomada.)
Abrazo y besos.

martes, 10 de mayo de 2011

¿Qué te puedo contar?

Me despido y es como acercarse huyendo.
Me olvido y es como clamar enmudeciendo.
La vez pasada, le dije adiós al Blog y, casi simultáneamente, Hugo me informó del reinicio de Parrafus Interruptus, en vivo entonces, en el centro cultural Caras y Caretas. Ahora, la semana pasada, dije que me estaba olvidando de Parrafus y, el viernes, Hugo me escribe para contarme que lo habían invitado a que llevara su juego a la inauguración de un nuevo centro cultural, el sábado por la noche.
Nuestro conductor se acordó de mí, entiendo, porque el viejo compañero Parrafista Fernando Terreno le escribió pidiéndole detalles de aquello, tras escuchárselo anunciar en la mañana de Nacional.
Por desgracia (por trabajo, por inopia, por desidia), leí el mail de Hugo recién el lunes. Era tarde para ir o para avisar desde acá. Pudo hacerlo el compañero Fernando, pero se conoce que el hombre de La Playosa no se acordó de nosotros, a pesar de la plena
vigencia de su contrato de coautoría en el Blog.
De todos modos, habrá otras oportunidades para acompañar a Hugo y a nuestro Parrafus. Me contó que también está preparando una serie de participaciones en un ciclo de la secretaria de cultura llamado Café Cultura Nación, que lo llevará por distintos lugares de la capital, el conurbano y las provincias. Próximamente, más precisiones.
Acerca del encuentro del pasado sábado, sólo puedo decir que se realizaba en Pasaje Discépolo 1830, a metros de Callao y Corrientes, y que el centro cultural-biblioteca popular inaugurado se llama “A mí no me la vas a contar, Mordisquito”. Tal vez el compañero Fernando, aguijoneado ahora, puedo contarnos cómo resultó aquello, qué leyó Hugo y quién ganó el Parrafus –en ausencia de este abanderado.
Muchas gracias y hasta pronto.

miércoles, 4 de mayo de 2011

CRUZARTE III

Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se juntan.
Ciclo de reportajes públicos donde Hugo Paredero cruzará a dos invitados importantes de distintos ámbitos. Como será una charla abierta, el público presente también podrá cruzarse con sus preguntas.
Al final de cada encuentro sabremos cómo y cuánto se juntaron los invitados, y cuánto arte hubo en esos cruces. CruzArte apuesta a que existen más similitudes que diferencias en los humanos, y a que toda actividad humana funciona mejor si se realiza creativamente, con arte.

Idea y conducción: Hugo Paredero

Coordinación general: Adriana Baldessari

Invitados de mayo: Liliana Heker, escritora, y Tati Almeida, madre de plaza de mayo línea fundadora.



El primer miércoles de cada mes.

(Fuente: página web del centro cultural Caras y Caretas)

jueves, 28 de abril de 2011

De una peatonal a otra

El tratamiento con el doctor Destouches da resultado. Estoy olvidando o, por lo menos, postergando en mi memoria a Parrafus Interruptus. La otra noche, al enterarme de que se vence el contrato con el banco y que la empresa nos trasladará en los próximos días, mis primeros pensamientos y la anticipada nostalgia no fueron para las tantas noches de juego y triunfo vividas acá, sino para el embarazo, nacimiento y primeros años del Fulanito, que tuvieron al Citi de Florida y Perón (“ahora puedo decirlo”, me cito a mi mismo) como inhóspito escenario laboral. El recuerdo de las jornadas de mayo del 2008, especialmente, casi me arrancan un lagrimón. Sólo después me acordé del siempre trabajoso seguimiento de Parrafus en este ámbito . Ahora, a casi tres años de aquellas jornadas, levantamos campamento y nos vamos, dejando el camino expedito para los boqueteros uruguayos o suizos.
De mi próximo destino (lo bueno de este trabajo es que los “destinos” se multiplican), ya sé que será en las inmediaciones de esta misma esquina, en otra peatonal, recientemente inaugurada. Un edificio menos transitado y caótico, me dijeron. Y las noches laborables serán las mismas (de jueves a domingo), y el viaje será por los mismos medios, así que poco y nada cambiará en mi rutina. Toda la energía y atención, entonces, seguirán casi íntegramente disponibles para mi otra tarea o función –la de padre. Sólo espero que en el recinto de mi nueva guardia haya menos interferencias que en esta simpática entidad bancaria, así puedo escuchar radio a mis anchas. Y, si no, para recortar las largas horas, clandestinamente (burlando la vigilancia del doctor), deberé volver a leer –y, tal vez, a escribir.

martes, 12 de abril de 2011

FELIZ CUMPLEAÑOS PARA MI!!!!!!!!!!!

Hoy 12 de Abril cumplo 51 años y decidí hacerme un "autorregalo" en el blog, después de mucho tiempo de no poder escribir. Este poema de Mario Benedetti siempre me colmó de fascinación. Por eso, hoy y con permiso de Uds. me lo dedico:



No te quedes inmóvil
al borde del camino
no congeles el júbilo
no quieras con desgana
no te salves ahora
ni nunca
no te salves
no te llenes de calma
no reserves del mundo
sólo un rincón tranquilo
no dejes caer los párpados
pesados como juicios
no te quedes sin labios
no te duermas sin sueño
no te pienses sin sangre
no te juzgues sin tiempo

pero si
pese a todo
no puedes evitarlo
y congelas el júbilo
y quieres con desgana
y te salvas ahora
y te llenas de calma
y reservas del mundo
sólo un rincón tranquilo
y dejas caer los párpados
pesados como juicios
y te secas sin labios
y te duermes sin sueño
y te piensas sin sangre
y te juzgas sin tiempo
y te quedas inmóvil
al borde del camino
y te salvas
entonces
no te quedes conmigo.

martes, 5 de abril de 2011

CruzArte

CRUZARTE
Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se cruzan

Idea y conducción: Hugo Paredero

A partir del 2 de marzo, el primer miércoles de cada mes en el Centro Cultural Caras y Caretas, Venezuela 370. Entrada libre y gratuita.


CruzArte es un reportaje público, o charla abierta, que el conductor mantendrá con dos invitados de distintos palos: uno será siempre un artista (de cualquier rubro) y el otro una persona cuya actividad no se relacione con el arte. Aparentemente nada que ver entre ellos. Luego en la charla se irá revelando cuánto se cruzan sus pensamientos y sensibilidades, el modo de ejercer sus respectivas tareas. A veces el agua y el aceite pueden mezclarse de tal manera que podemos sorprendernos. También es cierto que en realidad todos vivimos de cruce en cruce: cruzamos las piernas, los brazos, los dedos, los cheques, cruzamos miradas, calles, palabras, ríos, países, sonrisas, umbrales… Se cruzan animales para reproducirse, personas de un bando político a otro, espadas en el aire a ver cuál de las dos vence a la otra… Mientras los chinos de todos los siglos animan: siempre es propicio cruzar las grandes aguas. Por qué no esperar un cruce interesante entre un director de teatro y un director técnico de fútbol, un director de cine y un oftalmólogo, un actor y un político, una jugadora de jockey y un compositor, un escritor y un chef… por citar algunos ejemplos.
Al final de cada encuentro se sabrá cuánto se cruzaron los invitados, por parecerse o por enfrentarse. También conoceremos cuánto de arte hubo en esos cruces. Que es en definitiva la doble búsqueda esencial de esta propuesta CruzArte: apostar a que hay más similitudes que diferencias en los humanos, basta rascarlos un poco para que se note; y rescatar que toda actividad humana, sea o no artística, siempre merece realizarse creativamente, con arte.

Invitados de Abril: Rita Cortese, actriz y cantante, y Roberto Perfumo, futbolista y hombre de radio.

Mañana, miércoles 6, desde las 19.30 Hs.

domingo, 13 de marzo de 2011

Y este es Franco Battiato



¿Dónde me vio bailar este tano? Y, ¿cómo se atreve a imitarme así?
¡Grande, Battiato! Conocido hace décadas en los programas nictálopes de Esteban Peicovich, recomiendo también que busquen el tema "Perspectiva Nevski".

viernes, 11 de marzo de 2011

Hasta luego a alguien de verdad



Nótese que casi nunca hablo de la actualidad ni hago efemérides. Pero hoy me despertó el tsunami del Japón y me enteré de la muerte de David Viñas. Mi homenaje es para el maestro (Parrafista Nº 66). En cuanto a lo otro, como decía Henry Miller, ¿qué diablos es un japonés? (*)


(*) En realidad (en Trópico de Capricornio), Miller se preguntaba por los chinos.

martes, 1 de marzo de 2011

¡Qué van a inventar mañana!

Envío anónimo a mi casilla. Mejor dicho, envío de alguien que usurpó el nombre de Hugo Paredero para crear una cuenta. Creo.

lunes, 28 de febrero de 2011

Canción del cajero

Junto con el grabador me traje al puesto unas hojas en blanco.
-Gracias, hasta luego –dije en voz alta al salir de la desierta línea de cajas del primer subsuelo.

Esta es una súbita anotación de medianoche laboral (impulso urgente) para desbaratar ya mismo la displicencia con que el mes pasado me referí a María Elena Walsh.
Dije que a la célebre cantautora le estaba prestando atención desde hace poco, a raíz de la afición canora y danzarina del Fulanito y del bagaje infantomusical que la madre viene compartiendo con él (con nosotros) en los últimos meses. Pero no recordaba que tengo desde hace años, casi olvidados en lo de madre (de donde hoy me los traje al trabajo), dos cassettes suyos. Y había olvidado lo mucho que me gustaron.
Uno de ellos es una perla, creo: “Canciones de los tiempos de Maricastaña”, la recopilación de coplas, baladas y romances españoles que la Walsh hiciera junto a Leda Valladares. Y el otro es un volumen de la colección “Lo mejor de todos los tiempos”, de CBS, que no sé si constituye alguno de sus LP originales o se trata de una antología. Tal vez alguien sepa decirme. Los temas de este último son: “Serenata para la tierra de uno”, “Diablo, estás?”, “Los ejecutivos”, “El 45”, “Oración a la justicia” y “Canción de caminantes”, en el lado A, y “Venceremos”, “El viejo varieté”, “Como la cigarra”, “Carta de un león a otro”, “Gilito del Barrio Norte” y “Balada de Comodus Viscach”, en el B.
La exhaustiva lista es para que esta nota, amén de subsanar el posible desaire de la vez pasada, les de ganas de buscar ahora mismo y escuchar alguna de las canciones. Por ahí, más abajo, al costado, tienen el Google del Blog. Yo, por lo pronto, en cuanto llegue a casa, después de tipear esto voy a buscar y volver a escuchar la “Canción del jardinero”, la que más le gusta a mi Fulanito –y a mí también.
“Mirenmé, soy feliz
entre las hojas que cantan…”

(Dedicado al cajero desconocido que “me presta” su radiograbador los sábados y domingos a la noche para que vuelva a escuchar mis viejos cassettes.)

miércoles, 23 de febrero de 2011

Bombos y platillos (*)

El próximo miércoles, 2 de marzo, Huguito, nuestro conductor, Hugo Néstor, Hugo Paredero vuelve al ruedo en el centro cultural Caras y Caretas. He aquí el detalle:

CRUZARTE
Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se cruzan

Idea y conducción: Hugo Paredero

A partir del 2 de marzo, el primer miércoles de cada mes en el Centro Cultural Caras y Caretas, Venezuela 370. Entrada libre y gratuita.


"CruzArte es un reportaje público, o charla abierta, que el conductor mantendrá con dos invitados de distintos palos: uno será siempre un artista (de cualquier rubro) y el otro una persona cuya actividad no se relacione con el arte. Aparentemente nada que ver entre ellos. Luego en la charla se irá revelando cuánto se cruzan sus pensamientos y sensibilidades, el modo de ejercer sus respectivas tareas. A veces el agua y el aceite pueden mezclarse de tal manera que podemos sorprendernos. También es cierto que en realidad todos vivimos de cruce en cruce: cruzamos las piernas, los brazos, los dedos, los cheques, cruzamos miradas, calles, palabras, ríos, países, sonrisas, umbrales… Se cruzan animales para reproducirse, personas de un bando político a otro, espadas en el aire a ver cuál de las dos vence a la otra… Mientras los chinos de todos los siglos animan: siempre es propicio cruzar las grandes aguas. Por qué no esperar un cruce interesante entre un director de teatro y un director técnico de fútbol, un director de cine y un oftalmólogo, un actor y un político, una jugadora de jockey y un compositor, un escritor y un chef… por citar algunos ejemplos.
Al final de cada encuentro se sabrá cuánto se cruzaron los invitados, por parecerse o por enfrentarse. También conoceremos cuánto de arte hubo en esos cruces. Que es en definitiva la doble búsqueda esencial de esta propuesta CruzArte: apostar a que hay más similitudes que diferencias en los humanos, basta rascarlos un poco para que se note; y rescatar que toda actividad humana, sea o no artística, siempre merece realizarse creativamente, con arte."

Hasta aquí, la gacetilla de prensa del evento. Agrego que los primeros invitados serán la actriz Mercedes Morán y el señor Juan Carr, fundador de Red solidaria.
Por otra parte, recuerdo a los compañeros Parrafistas que a Hugo ya se lo puede escuchar en la primera mañana de radio Nacional, en "Hoy más que nunca", el programa de Eduardo Anguita, de 07.00 a 09.00.


(*) Con permiso de Sibila Camps

martes, 22 de febrero de 2011

EPILOGO: EL VERDADERO COMIENZO

En algún momento mis viejos habían puesto una verdulería. No les fue bien, y además, poco después, por razones que desconozco, perdieron la casa en la que vivíamos. Cuando yo tenía cinco años debimos mudarnos. Fuimos, en principio, a ocupar una habitación en la casa de un tío. La casilla en que había funcionado la verdulería fue rearmada en el fondo del terreno. Le decían “el kiosko”. Quedó ahí, más que nada como depósito para los muebles, a la espera de que mi viejo pudiera levantar la nueva casa. Ahí se instalaba él cuando se peleaba con mi vieja. Había acondicionado un rinconcito donde a veces se quedaba a dormir. Una de las cosas que había llevado era la radio. A veces yo me iba con él. También, sin que estuvieran peleados, los sábados a la tarde, si él tenía franco, escuchábamos ahí los partidos del ascenso. De esos tiempos del kiosko, de ese refugio compartido data mi afición a la radio.

lunes, 21 de febrero de 2011

CAPITULO CINCO: EL FIN

Después de aquel 2000 o 2001 le perdí la pista. No recuerdo si “Hijas de…” terminó o si por alguna otra razón me pasé a “El ojo estrábico” de la FM Tango. Pero dejé de escucharla. En algún momento, mucho después, la detecté en las noches de radio Del Plata; después vi algunas imágenes suyas en la tele, no sé si en ocasión del sepelio de Adolfo, y me asombró cómo había engordado. El año pasado apareció los domingos a la medianoche en Nacional, reemplazando a Parrafus. También tuvo su programa diario en la flamante Nacional Rock. Supe que se había casado o algo así con Horacio Marmurek (un periodista a quién escuché en algún otro espacio comentando cine), hoy director de esa FM… Ahora ella ha muerto. Me enteré en el programa de Tom Lupo y Liliana Daunes, cuando aquel miércoles, de casualidad, pude sintonizarlo un rato desde el comienzo. Al otro día, en “El loco de la colina”, Tom comentó la pérdida de su compañera y contó que también la madre de Daniela había muerto del mismo modo, de repente, y muy joven. Desde ese día quise escribir algo y dejar acá mi condolencia a Carla, que ahora ha quedado sola. Ya está. Nada más.

domingo, 20 de febrero de 2011

ANTOLOGIA: En fecha equidistante

En fecha equidistante, hoy, 20 de febrero, los hacedores de este Blog saludamos por sus respectivos onomásticos a los dos mayores protagonistas de Párrafus (haciendo abstracción de los autores, claro): Hugo Paredero, el supremo Parrafista, quien cumple el 21, y Marcelo Perenchio, el inclasificable -anque primerizo- participante, que cumplió el 19 -y nadie me saludó, por eso me saludo solo.
Muy felices cumpleaños.

(Publicación original: 20 de febrero de 2008, cuando éramos felices y la magia no era rota)

domingo, 13 de febrero de 2011

SIETE CRISANTEMOS

En mi nota anterior "Un Dandy Crepuscular", se puede escuchar que Joaquín Sabina quiere dedicar una canción a su amigo Adolfo Castelo, "Siete Crisantemos". Acá se las dejo. Como todas las canciones del Joaco a mi me encanta. Espero que la disfruten video

sábado, 12 de febrero de 2011

UN DANDY CREPUSCULAR

Hoy, 12 de febrero del 2011, cumple 62 años mi muy admirado Joaquín Sabina. Lo recordé desde el primer minuto del día. Cuando, como hago habitualmente, entré al blog , ví los capítulos de la novela de Marcelo Perenchio en donde nombra a la hija de Adolfo Castelo, en mis pensamientos permanecía el cumple del "Joaco" y enseguida recordé lo amigos que eran Castelo y Sabina (que dúo!). A mi memoria enseguida vino la tarde del día de fallecimiento de Don Adolfo y de un reportaje que había escuchado donde Sabina, completamente quebrado, hablaba de su amigo Castelo. La magia de internet logró que pudiera encontrar ese reportaje en la red, lo comparto con Uds. realmente las palabras de Sabina son sentimiento puro.

Ah me olvidaba! FELIZ CUMPLEAÑOS JOAQUÍN!!!!!!!!!!!!!!!!!!!! video

miércoles, 9 de febrero de 2011

CAPITULO CUATRO: CANAL 9

Y mucho antes, a principios de los 90, Daniela acompañaba a su papá en un extraño programa de media hora en canal 9. Creo que ahí la conocí. Estaba a las tres o tres y media de la tarde y hablaban de películas que llegaban al video. Lo extraño es que Adolfo, si bien era claro que el espacio era bancado por las compañías editoras, no se privaba de darles con un caño a algunas de las novedades que se anunciaban. A veces le bastaba con un gesto de aquellos suyos, pero era demoledor. Daniela, paradita a su lado (era un programa con un solo plano, o dos, amén de las imágenes que se adelantaban) lo miraba sin reprimir la sonrisa y trataba de morigerar el exabrupto. Se la veía feliz y divertida con su padre. Ahí fue, sin duda, cuando me enamoré.

continuará

martes, 8 de febrero de 2011

Comentario importantísimo (para los fan)

Marta ha dejado un nuevo comentario en su entrada "Blanco a ciegas (corregido y aumentado)":

Anticipando su vuelta, Hugo está esta semana en el programa de Larrea.
Y la semana que viene empieza con Anguita pero, según contó, el miércoles 16.


Publicado por Marta para Los Parrafistas a las 8 de febrero de 2011 14:57

CAPITULO TRES: SPLENDID

Unos años antes de aquello, Daniela acompañaba en radio Splendid a la Dra Sandra Abu Ayatián (este apellido es aproximado). Era en 1998. Me acuerdo bien porque fue el año de la parálisis. Ahí supe que ella también era psicóloga.
La Dra Abu Ayatián era psicoanalista, y el programa trataba esos temas. Iba a la hora de la siesta y no se parecía a la divulgación radial o televisiva de un Abadi o un Bucay. Se hablaba con seriedad, con rigor, diría, pero con cautela. Los oyentes podían llamar y plantear sus asuntos. No, yo nunca llamé, pero creo que escuchar ese programa (no puedo recordar el buen título que tenía) me estimuló a llevar adelante mis psicoterapias simultáneas de aquel año. Algún día contaré también esa historia de mala praxis, rencor y resarcimiento.

lunes, 7 de febrero de 2011

CAPITULO DOS: PORTERO DE NOCHE

Un par de veces en charla con Hugo, alguna vez acá, dije que yo, antes de Parrafus, no solía llamar a las radios. Ni para dejar mensajes (esas redundancias con las que los oyentes llenan los contestadores) ni para participar en juegos o concursos. Eso no es del todo cierto, aunque nunca miento. (Yo no miento: mejoro la verdad.) En aquellos meses de “Hijas de…” (creo que era primavera, después de ducharme escuchaba con poca ropa) llamé varias veces a Daniela.
Me refería, quizá (quizá redundantemente), a lo que se trataba en el programa, pero me dirigía a ella. Una mañana en que dijo que le gustaría volver a ver “Portero de Noche”, la película de Liliana Cavani, y no la podía conseguir, le conté que yo la tenía en video y le propuse que la viéramos juntos. Y como ese, otros varios mensajes un tanto lanzados. Las otras chicas la cargaban. Ella me respondía con cortesía.
Preguntenmé qué mujer de los medios me gustaba en aquellos años.
Daniela Castelo.

continuará

viernes, 4 de febrero de 2011

CAPITULO UNO: SUPERNOVA

Todo, pero todo, todo (algún día deberé contarlo), todo empezó con Daniela Castelo.
Hace muchos años, en el 2000 o 2001, ella tenía un programa en Supernova, que fue, creo, uno de los nombres de la FM joven de radio Nacional. Lo conducían, junto a Daniela, su hermana Carla Castelo, Brenda Bianchi, hija de Carlos, el Virrey de Liniers, y Roxana Barone, hija del hoy popular Orlando. El programa se llamaba “Hijas de…”.
Iba los domingos a la mañana, temprano, algo así como de 8 a 10. Yo lo escuchaba al llegar del trabajo, mientras tomaba mate y hasta que me dormía.

continuará

lunes, 24 de enero de 2011

PIR *

Perdón, la emoción me impide continuar.
Estaba tratando de redactar la noticia, pero, después de una rememorativa introducción dilatoria, cuando llegué a la parte del mail de Hugo, me quebré.
Les dejo ese jactancioso esbozo y la gacetilla con la primicia. Vuelvo en otro momento con los bombos y platillos que nuestro conductor merece.

EL ESBOZO

Hace un par de años, la miniserie “Epitafios”, aquel policial con Julio Chavez y Cecilia Roth, organizó entre los televidentes un original concurso literario. Un concurso de… epitafios.
Cristina, que la veía, me pidió que le ideara una buena frase para participar. Sin pensarlo casi nada (ella puede dar fe), le lancé a quemarropa: “Aquí yace quien soy”.
No le gustó, así que fui a buscar papel y lápiz y se lo escribí: “Aquí ya sé quién soy”. Y le expliqué que aquello podía leerse de dos maneras: como que allí, en la tumba, el finado ahora sabía quién era –o había sido-, o como que allí se encontraba, bajo las sucesivas formas de carroña, huesos y polvo, lo que en definitiva todos somos.
A Cristina le pareció muy pavo y desistió de concursar. Acepté que era complejo y, asombrado de esa brillantez intempestiva, no insistí. Solo le pedí que al cabo me averiguara el texto del ganador, pero nunca nos enteramos.
Recordé esto el otro día, tras escribir cansinamente mi primer texto del año, donde informé de la desaparición de la cuenta Los Parrafistas en Facebook. No encontraba un buen título para aquello. Pero, pese a mi resistencia a las frases hechas y los lugares comunes, recurrí al famoso RIP, sigla habitual en muchas lápidas o cruces de cementerio.
Leído (bien leído) ese título por nuestro conductor, propició un mail donde Hugo me envía una caricia y un golpe. La caricia consistió en ratificarme como inefablemente conectado a él o a su Parrafus Interruptus, porque su nueva actividad en el centro cultural Caras y Caretas para este año se llamará CruzArte. Y el golpe es que estos eventos reemplazarán a los Parrafus en vivo.

LA GACETILLA

CRUZARTE
Todo puede suceder cuando dos palos opuestos se cruzan

Idea y conducción: Hugo Paredero

A partir del 2 de marzo, el primer miércoles de cada mes en el Centro Cultural Caras y Caretas, Venezuela 370. Entrada libre y gratuita.


CruzArte es un reportaje público, o charla abierta, que el conductor mantendrá con dos invitados de distintos palos: uno será siempre un artista (de cualquier rubro) y el otro una persona cuya actividad no se relacione con el arte. Aparentemente nada que ver entre ellos. Luego en la charla se irá revelando cuánto se cruzan sus pensamientos y sensibilidades, el modo de ejercer sus respectivas tareas. A veces el agua y el aceite pueden mezclarse de tal manera que podemos sorprendernos. También es cierto que en realidad todos vivimos de cruce en cruce: cruzamos las piernas, los brazos, los dedos, los cheques, cruzamos miradas, calles, palabras, ríos, países, sonrisas, umbrales… Se cruzan animales para reproducirse, personas de un bando político a otro, espadas en el aire a ver cuál de las dos vence a la otra… Mientras los chinos de todos los siglos animan: siempre es propicio cruzar las grandes aguas. Por qué no esperar un cruce interesante entre un director de teatro y un director técnico de fútbol, un director de cine y un oftalmólogo, un actor y un político, una jugadora de jockey y un compositor, un escritor y un chef… por citar algunos ejemplos.
Al final de cada encuentro se sabrá cuánto se cruzaron los invitados, por parecerse o por enfrentarse. También conoceremos cuánto de arte hubo en esos cruces. Que es en definitiva la doble búsqueda esencial de esta propuesta CruzArte: apostar a que hay más similitudes que diferencias en los humanos, basta rascarlos un poco para que se note; y rescatar que toda actividad humana, sea o no artística, siempre merece realizarse creativamente, con arte.


* Parrafus Interruptus Requiem

martes, 18 de enero de 2011

R.I.P

En líneas generales, adhiero a las sentidas palabras de Mónica Paradiso en torno a María Elena Walsh. Hago la salvedad de que recién en este último año, a raíz del nacimiento y uso de razón del Fulanito, estoy profundizando en el grueso de su obra, la infantil. Cuando yo era niño no me compraban sus libros ni sus discos, y, andando el tiempo, sólo conocí de reojo lo más popular o repetido (léase “Manuelita” o “El reino del revés”).
Pero el propósito de estas líneas es dar cuenta de otra pérdida para el mundo Parrafista. Lo descubrimos con Mónica en los últimos días y, sin ironía, es con hondo pesar que los hacedores de este Blog debemos comunicar a sus residuales lectores que nuestra página compañera en el ciberespacio ha dejado de existir.
Me refiero a la cuenta de Facebook que fuera llamada Parrafistas, primero, y Los Parrafistas, después, creada por aquella chica de Villa Lugano cuyo nombre no puedo recordar –sin indignación.
Posiblemente, la dilatada espera de un pronto retorno al aire de Parrafus Interruptus (que no fue) haya carcomido la paciencia, la expectativa y la ilusión de la compañera oyente.
Nosotros, en tanto, iniciamos un segundo año sin Parrafus en la radio incólumes e impertérritos. Esporádicos, también, en cuanto a nuestra escritura, pero no por eso menos presentes en el territorio de la esperanza.
Como ya se ha anticipado, nuestro conductor, don Hugo Paredero, vuelve a radio Nacional el mes próximo, y, de acuerdo a lo prometido, vuelven en marzo los encuentros de oyentes con los Parrafus en vivo. Estos dos renovados peldaños nos acercan, quizá, a la cúspide de un nuevo retorno al juego.
No desesperen ni haya drama, entonces, y no dejen, innumerables compañeros oyentes (perdón por lo de residuales, es mi modestia), de sintonizar cada tanto este canal.
Feliz 2011!
Hasta luego.

martes, 11 de enero de 2011

CUÁNTO TE VAMOS A EXTRAÑAR!!!!!!!!!!!

La muerte suele tomarse como algo que a todos en algún momento nos va a suceder. Pero hay muertes que calan muy hondo, lastiman y nos hacen ser egoístas al desear que algunas personas nunca se vayan de nuestro lado. María Elena Walsh, al menos para mi, era una de esas personas que siempre quise eterna. Son tantos recuerdos!!!!!! Desde mi infancia hasta la de mis hijas. Sus memorables canciones, las infantiles y las otras, sus cuentos, sus personajes, acaso quien puede olvidarse de "Doña Disparate y Bambuco". A la hora de escribir esta nota siento que puedo llegar a decir mil cosas sobre María Elena y no estar diciendo nada. Creo que lo mejor será terminar acá con una frase de "La Canción del Jardinero"

"....Cuando voy a dormir cierro los ojos y sueño con el olor de un país florecido para mi...."

MI CORAZÓN TE APLAUDE MARÍA ELENA!!!!!!!!!!!!!!!